Enviar este Artículo Imprimir este Artículo Aumentar tamaño de letra Disminuir tamaño de letra
Compartir

Mil máscaras hechas por artesanos mapuche conforman la instalación de Bernardo Oyarzún, representando a Chile en la 57° Bienal de Venecia

Miércoles 10 de mayo de 2017

Con una multitud de máscaras de madera, rodeadas de casi siete mil apellidos mapuche que se proyectan y circulan en luces led en una sala oscura fue inaugurado el Pabellón que Chile en la 57º Bienal de Arte de Venecia, correspondiente a la obra de Bernardo Oyarzún, bajo la curaduría del también artista y ex ministro de Cultura paraguayo, Ticio Escobar.

 

El proyecto de Oyarzún, titulado "Werken" (Trabajo, en mapudungún), contempla una impresionante instalación de 1000 máscaras mapuche, tradicionalmente utilizadas en ceremonias, ubicadas en el centro de la sala y formando un área que ocupa aproximadamente 10 x 11 metros. Las paredes de la sala cuentan con señales de desplazamiento led rojas que muestran 6.907 apellidos mapuche.

 

La gran instalación fue inaugurada por el Ministro de Cultura, Ernesto Ottone, junto al Embajador de Chile en Italia Fernando Ayala, el director de Asuntos Culturales del Ministerio de Relaciones Exteriores , Embajador Patricio Powell, Antonio Arévalo, Agregado Cultural de la Embajada de Chile en Italia y representantes de esta misión diplomática y de instituciones culturales nacionales

 

Imagen foto_00000037La obra de Bernardo Oyarzún suele combinar elementos antropológicos, sociales e históricos para presentar una crítica de la cultura y la sociedad chilenas, y esta vez instala la problemática indígena en la Bienal de Venecia, tema pocas veces abordado desde el arte contemporáneo en este tipo de eventos.

 

El curador, Ticio Escobar, es un académico, crítico de arte y promotor cultural, además de ex ministro de cultura de su país. En 1979, con el objetivo de promover la diversidad cultural de la región latinoamericana, participó de la fundación del Centro de Artes Visuales, donde hasta hoy se desempeña como director, en Paraguay.

 

Con respecto a la elección del proyecto, Escobar señaló que: "me interesó proponer la obra de Bernardo Oyarzún, a quien considero uno de los nombres más sólidos del arte contemporáneo de Chile, porque me permite trabajar contenidos históricos y políticos potentes sin descuidar la dimensión estética y poética de la obra. La cuestión indígena, que me preocupa y me ocupa desde hace décadas me permite adentrarme en problemas centrales de la realidad de América Latina desde la perspectiva del arte".

 

Las máscaras fueron realizadas una a una por cuarenta artesanos mapuches que habitan en distintas comunidades en el sur de Chile, a partir de una relación directa que estableció el artista con cada uno de ellos.

 

Oyarzún explica: "la máscara es un juego de representación, y cada gesto es significativo. Estos son como las máscaras del teatro griego: algunos tienen expresiones fuertes y otros más suaves. Son teatrales. Este proyecto creará un diálogo que dependerá de cada espectador. Los espectadores sentirán el peso del imaginario fantasmagórico".

 

La participación de Chile en la 57ª Exposición Internacional de Arte de Venecia depende del Consejo Nacional de Cultura y de las Artes de Chile y es organizada en colaboración con el Ministerio de Relaciones Exteriores a través de la Dirección de Asuntos Culturales (DIRAC) y la Fundación Imagen de Chile.

 

El proceso de selección de este proyecto se llevó a cabo mediante un llamado a concurso público del CNCA que, por primera vez, se abrió a curadores chilenos y latinoamericanos con proyectos que representasen a Chile en la Bienal de Venecia 2017, de donde resultó ganadora la propuesta de la dupla Escobar-Oyarzún. El proyecto fue elegido entre cerca de 20 postulaciones y contó con un jurado conformado por el teórico y curador mexicano, Cuachtémoc Medina, curador en jefe MUAC (Museo Universitario Arte Contemporáneo-UNAM) y Manifesta 9; Ivo Mesquita, curador y crítico de arte brasileño, curador de la 28ª Bienal de São Paulo; Monica Bengoa, artista y académica chilena, participante de la Bienal de Venecia 2007; Gonzalo Díaz, Premio Nacional de Artes Plásticas, artista y académico chileno, participante de la Bienal de Venecia 2005; Nelly Richard, teórica, curadora del Pabellón Chileno en la Bienal de Venecia 2015; Emilio Lamarca, diplomático, gerente de arte, responsable del primer pabellón de Chile en la Bienal de Venecia y Gaspar Galáz, artista, académico y teórico.

 

 

Imagen foto_00000014Desde Venecia, el Director de Dirac, Embajador Patricio Powell destaca: "El apoyo permanente del Ministerio de Relaciones Exteriores, a través de Dirac, a las distintas representaciones chilenas en esta bienal, y también en otras plataformas internacionales del más alto nivel para la cultura y las artes. Por otra parte, presentamos con orgullo la contundente obra de Bernardo Oyarzún, cuyos contenidos profundos y diversos lo instalan ahora en un lugar de relevancia de la escena global del arte contemporáneo".

 

El director de Dirac, junto a otras autoridades, recibió a la Ministra de Relaciones Exteriores de Argentina, Susana Malcorra en su visita a la muestra de Chile en la Bienal de Venecia.


La Canciller fue bienvenida por el Embajador de Chile en Italia, Fernando Ayala y por el Director de Dirac, Patricio Powell, quienes presentaron al Curador de la obra que representa a Chile, Ticio Escobar (de origen paraguayo) y al autor, el artista Bernardo Oyarzún.


La Ministra Malcorra, tras dialogar con los creadores, resaltó los elementos de integración que pueden ser asociados a la obra Werkén, que consisten en más de 1000 máscaras rituales mapuche dispuestas en forma circular a distintos niveles, y rodeadas de la proyección de miles de apellidos del mismo pueblo.

 

Imagen foto_00000040Imagen foto_00000039Imagen foto_00000038

 

El Embajador Powell hizo hincapié, por otra parte, en la presencia de obras del audiovisualista Juan Downey, fallecido en 1993, y el artista Enrique Ramírez, ambos seleccionados por Christine Macel, curadora general de la Bienal, para la exposición central del encuentro, titulada "Viva Arte Viva" y también la participación de artistas nacionales en las muestras paralelas, algunos de ellos con proyectos ganadores del Concurso Dirac 2017, presentándose en el marco de esta 57º Bienal de Arte de Venecia, que abre sus puertas al público este sábado 13 de mayo, extendiéndose hasta el 26 de noviembre.

Imagen foto_00000002